¿Quiénes son los dueños del petróleo de Vaca Muerta?


La generación de crudo de febrero marcó un nuevo récord histórico y dejó un alza del 10% en los dos primeros meses del año. YPF conserva su posición de líder pero las firmas extranjeras ganan terreno en la producción de shale oil.

Luego del fuerte impacto que generó la pandemia de coronavirus en Vaca Muerta, donde cientos de pozos productores debieron ser cerrados por falta de mercado, el 2021 comenzó con un crecimiento acelerado de la producción que tiene a YPF, Chevron y Shell como las dueñas de la mayor cantidad de barriles pero con otras firmas como Petronas y Vista Oil&Gas haciendo fuerza para sumarse al podio del shale oil.

En las decenas de áreas en producción de Vaca Muerta la forma en la que las empresas petroleras trabajan varía considerablemente. Hay bloques en los que la firma que opera el campo es la dueña del 100% del desarrollo y por ende de la totalidad de la producción.

Otras áreas tienen en marcha un carry con la estatal Gas y Petróleo del Neuquén (GyP) del 10%. Y en otras se da una sociedad entre dos o más empresas, de las cuales lógicamente solo una es la encargada de operar la producción pero no la dueña de todos los barriles que obtiene.

El mes pasado, la generación de los diversos yacimientos de Vaca Muerta marcó un nuevo récord absoluto con 137.500 barriles por día, haciendo así que sea el tercer mes consecutivo en el que se bate el récord de producción.

Ese total fue generado por casi una veintena de empresas, ya sea como operadoras o como socias activas, siendo YPF la firma que concentra no solo la mayor producción operada sino también la mayor producción propia.

La petrolera de bandera tuvo durante febrero una producción neta de 46.044 barriles por día, los cuales la consolidan como la principal productora de petróleo de Vaca Muerta.

En segundo lugar se ubicó la norteamericana Chevron, la socia de YPF en el gran desarrollo de Loma Campana pero que también opera por su cuenta el bloque El Trapial. Esta firma sumó en febrero 24.637 barriles por día de producción, reteniendo así el segundo puesto entre las principales dueñas del petróleo de Vaca Muerta.

En tercer lugar en lo que hace a la propiedad de los barriles obtenidos se encuentra Shell. La firma angloholandesa alcanzó una producción total de 16.215 barriles por día que obtiene como operadora y también por su participación en el bloque Bandurria Sur que opera YPF.

El cuarto lugar en el ranking corresponde a Vista Oil&Gas, la firma de Miguel Galuccio. En este caso la compañía se encarga de operar la totalidad de su producción en el área Bajada del Palo Oeste y posee participaciones menores en otras áreas, con las que en febrero marcó 15.174 barriles por día, casi 1.000 barriles menos que el mes anterior.

El quinto lugar en el podio de Vaca Muerta corresponde a Petronas. La compañía malaya no opera ningún área en Vaca Muerta pero es la socia al 50% del área La Amarga Chica que opera YPF y en la que el mes pasado la producción de la firma asiática alcanzó los 12.196 barriles por día.

Analizar a las principales compañías de Vaca Muerta por la producción que a cada una les corresponde permite ver con mayor calidad el rol que tienen algunas de las grandes petroleras del mundo que si bien están presentes en la formación muchas veces no son tan visibles por no ser quienes se encargan de llevar adelante día a día los trabajos en los campos.

Sin embargo, es precisamente por la producción neta que cada compañía tiene que se definen los planes de inversión que en este año tienen una fuerte concentración en la “zona caliente” de Vaca Muerta.

En análisis de la producción neta de cada empresa permite observar que por ejemplo la firma noruega Equinor, una de las últimas grandes majors del mundo en sumarse a Vaca Muerta, tuvo en febrero una producción de 3.931 barriles por día, superando a ExxonMobil y sus 2.780 barriles por día a pesar de que la norteamericana llevas más años en la zona y tiene más desarrollos.

La estatal GyP ha sabido capitalizar sus carries y tuvo en febrero una producción propia de 2.101 barriles de shale oil. En tanto que la última firma del shale norteamericano en desembarcar en Vaca Muerta, ConocoPhillips cuenta con una producción diaria de 399 barriles.

Si por el contrario se observan los resultados de febrero a partir de las empresas que operaron los campos, el cambio es trascendental. Esto se debe a que hay empresas que operan varios campos en los que tienen socios, pero que al contabilizar la producción solo de esta manera esos valores son restados de esos socios y al contrario, sumados al operador, distorsionando sustancialmente el peso de cada empresa en la actividad.

La principal operadora de Vaca Muerta es YPF con una generación total de 83.942 barriles por día, prácticamente el doble de su producción neta. La segunda operadora de la formación es Vista Oil&Gas con sus 15.109 barriles por día ya que casi no trabaja en asociaciones.

El tercer puesto del ranking de operadoras corresponde a Shell que en sus desarrollos alcanzó una generación de 13.714 barriles por día. Mientras que en el cuarto lugar se ubica Pan American Energy (PAE) con 7.312 barriles por día y en el quinto puesto Pluspetrol con 5.021.

Alerta: Se incrementaron las fracturas pero no los pozos nuevos

Un estudio realizado por el country manager de NCS Multistage, Luciano Fucello, reveló lo que muchos sospechaban en Vaca Muerta: que el alto ritmo de etapas de fracturas no se está dando a la par con la perforación de nuevos pozos.

Fucello explicó que el fuerte repunte de las etapas de fracturas, a niveles casi récord, implica que se están consumiendo gran parte de los pozos que fueron perforados pero no completados en la prepandemia (DUCs) ya que el ritmo de perforación es mucho menor que el de fracturas.

Por lo que advirtió que en el corto plazo si no se incrementa la cantidad de equipos de perforación esta situación puede llevar a una caída abrupta en la cantidad de etapas de fractura, y consigo del nivel de actividad general y en poco tiempo a una caída de la producción.

Para las empresas, y en especial en el contexto de pandemia, los pozos DUCs son una forma económica de poder incrementar su producción, ya que tienen cerca de la mitad del trabajo y los costos ya invertidos.

Sin embargo, es descalce entre el ritmo de fractura y el de perforación es riesgoso a futuro, y refleja en las gráficas la imagen opuesta a la tendencia que tenía Vaca Muerta hasta el momento, que fue la que precisamente permitió que las empresas llegaran a acumular hasta 160 pozos sin completar, un fuelle que hoy está llegando a su fin.

La producción nacional superó la barrera del medio millón de barriles por día

Finalmente, a un mes de cumplirse un año del dictado de la cuarentena obligatoria que marcó el inicio de la peor crisis en la industria hidrocarburífera nacional, los niveles de producción del mes pasado marcaron que los desarrollos petroleros del país lograron al fin superar la barrera del medio millón de barriles por día.

De acuerdo a los registros oficiales de la secretaría de Energía de la Nación, durante febrero se generaron en promedio 501.551 barriles de petróleo por día. Este valor representa un incremento del 1,2% con respecto al mes anterior aunque aún se mantiene un 4,8% por debajo del nivel del mismo mes del año pasado.

Un dato destacado en los niveles de producción de crudo fue que el sector que viene impulsando con creces este repunte es la generación de Vaca Muerta, mientras que en contraposición la generación convencional no logra revertir el marcado declino que tiene desde hace años.

En la vereda opuesta, la producción nacional de gas tuvo una nueva caída en febrero, del 10,32% en términos interanuales. Esta baja marca que pese a la puesta en marcha del Plan Gas Ar el sector todavía no logró frenar ni revertir su caída.

Fuente: El Extremo Sur